Leyendas

Leyenda de los caballeros de Sitno


https://i2.wp.com/nss.sk/povesti/sitnianski_rytieri.jpg

Al sur de la ciudad de Banská Štiavnica muy por encima de los bosques se alza la montaña más alta llamada Sitno. Hace mucho tiempo hubo un castillo allí; la lluvia no ha borrado sus huellas ni el viento se ha llevado sus restos todavía. En la época del Príncipe Pribina vivió en aquel castillo el Príncipe Stojmír que tenía dos hijos. El pontífice pagano, llamado sacerdote, era el viejo y sabio Nákon. Bajo el cuidado paternal de Stojmír la gente vivía en prosperidad y paz.

(más…)

Leyenda sobre el Pozo de Amor


Castillo de Trenčín

En Eslovaquia hay numerosos castillos que siempre han sido la inspiración de muchas leyendas. En el pasado, el Castillo de Trenčín (Trenčiansky hrad) en el oeste del país fue un castillo famoso e inconquistable. En la época de las luchas contra los turcos, su dueño Esteban Zápoľský fue uno de los hidalgos más importantes. El castillo nos ofrece una de las leyendas de amor más bonitas y más conocidas en Eslovaquia, la leyenda sobre el Pozo de amor.

——————————————————————————-

Cuando en el castillo de Trenčín vivía la dinastía de los Zápoľský, llegaron las noticias de que los turcos querían atacar el castillo. Se desató una gran lucha entre los turcos y los soldados de Zápoľský quienes ganaron. Se sorprendieron muchísimo al descubrir que el comandante del ejército turco era una mujer hermosa. La llevaron al señor pero la esposa de Zápoľský se apiadó de la mujer y le persuadió a su esposo a que no matara a la pobre turca. Así, la turca Fátima se convirtió en cautiva.

Sin embargo, Fátima tenía un novio que se llamaba Omar y cuando este se enteró que su amada estaba presa, se apuró y llegó al castillo de Trenčín para salvarla. Le ofreció a Zápoľský regalos preciosos, hasta su propia vida, pero no consiguió ablandar su corazón. Al final, el señor asintió y le dijo a Omar que liberaría a su amada bajo una condición: el turco tenía que perforar un pozo en la roca en la que se encontraba el castillo porque la carencia del agua era su único defecto.

Así, Omar y sus 300 compañeros se pusieron a trabajar. Días y noches, veranos e inviernos, durante tres años no dejaron de golpear la dura roca para sacar de ella el agua tan preciosa. Al final, Omar lo consiguió, aunque fue a costa de la muerte de casi todos sus hombres. Le trajo el agua a Zápoľský y le dijo: “Tienes el agua pero tu corazón es más duro que aquella roca.”

Zápoľský cumplió su promesa, liberó a Fátima y Omar se la llevó a casa. La leyenda dice que al salir, el velo de Fátima se quedó enganchado en los arbustos en una curva en el camino que llevaba al castillo y en ese lugar fue construida una taberna que en el siglo XVI se llamaba “El Velo” pero en actualidad lleva el nombre de Fátima.

El pozo todavía se encuentra en el patio del Castillo de Trenčín y nadie lo llama de otra manera que El Pozo de Amor. Muchas parejas enamoradas van al pozo a prometerse el amor. En realidad, el pozo no tiene agua, solo se llena del agua de la lluvia.

Pozo de amor 1

Pozo de amor 2

Pozo de amor 3

Leyendas sobre el bandolero Juraj Jánošík


SOBRE LA ROCA INVERTIDA

Jánošík era tan fuerte que podía hasta rodar las rocas. En un pueblo había una roca tan grande que podía servirle a un hombre para dormir. Jánošík talló en esta roca las siguientes palabras: „Si alguien consigue invertir esta roca, (más…)

Leyenda de las Praderas de Amor


La colina Strigôň y las Praderas de Amor en el pueblo de Slepčany – estos son los recuerdos que dejaron aquí los turcos.

El bey de Estrigonia no se conformó con más de una centena del ganado vacuno y cuatro mujeres para su harén, según dice un escrito del año 1599. Anheló tener a Hanka, la hija del alcalde. Se enamoró de ella a primera vista. Ella había prometido casarse con él bajo la condición de que le demostrara que era un héroe. Tuvo que vencer a su novio, el pastor Miško. El bey se atrevía a vencerlo. ¿Cómo podría ser que él – el triunfador de Estrigonia y Komárno – no derrotara a un inhábil vaquero aldeano? ¡Todo el mundo se burlaría de él!

(más…)

La Condesa Sangrienta: Elizabeth Báthory


Elizabeth Báthory, en húngaro Báthory Erzsébet y en eslovaco Alžbeta Bátoriová fue una condesa húngaro-eslovaca conocida como “la Condesa Sangrienta” o “Lady Drácula”. La condesa tiene el récord Guinness de la mujer que más personas ha asesinado en la historia de la humanidad. Era una asesina en serie a la que se le atribuyen hasta más de 600 asesinatos. Mataba a las jóvenes vírgenes y según las leyendas se bañó en su sangre para rejuvenecer.

Báthory nació el 7 de agosto de 1560 en la ciudad húngara Nyírbátor. A los 15 años se casó con Ferenc Nádasdy en la ciudad eslovaca Vranov nad Topľou; tuvieron cinco hijos: Anna, Catalina, Úrsula, Andrés y Pablo. Dos de ellos, Úrsula y Andrés, se murieron aún siendo niños. Junto con Ferenc vivieron desde el 1602 en el Castillo de Čachtice que se encuentra en la actual Eslovaquia.

El castillo de Čachtice

Su marido pasaba mucho tiempo en las batallas y la condesa se quedaba en el castillo. Los asesinatos los cometió entre los años 1585 y 1610. Torturaba a las muchachas con velas prendidas y hierro ardiente, las pinchaba con agujones, vertió el agua sobre ellas dejándolas fuera en el frío. Enterraba los cadáveres en varios lugares – en cementerios, campos, bosques. Muchas veces fueron hallados por los perros que los desterraron. La gente le tenía mucho miedo y en 1609 el rumor llegó hasta el conde palatino Jorge Thurzó. Cuando este llegó al Castillo de Čachtice, encontró a una chica muerta, otra muriendo y muchas otras sangrando. Los ayudantes de la condesa fueron ejecutados, sin embargo, la misma Báthory no fue llevada ante un tribunal. La condenaron a pasar el resto de su vida encerrada en una habitación en su castillo y fue allí donde se murió el 21 de agosto de 1614 tras pasar cuatro años entre las cuatro paredes de su celda. El lugar donde están sus restos se desconoce.

Existen varias leyendas que cuentan la historia de Erzsébet. Explican sus prácticas sádicas de diferentes maneras: según unos, un día la condesa se rió de una mujer por ser vieja y fea y esa le contestó que ella misma pronto sería vieja. Báthory, por miedo, empezó a beber la sangre de las vírgenes y bañarse en su sangre creyendo que esto la haría más joven. Otros decían que tuvo un romance con el conde Thurzó cuyo padre le hizo dejarla por ser demasiado joven para él. Algunos creían que su obsesión empezó cuando estaba castigando a una sirvienta. Gotas de su sangre tocaron la piel de la condesa y ella llegó a creer que así su piel se veía más joven y bonita. Sin embargo, hay quienes dicen que Báthory no era asesina, que era una curadora y la historia sobre los asesinos fue inventada por el mismo conde Thurzó.

La historia de la Condesa Sangrienta varias veces fue llevada al cine. En 2008 fue grabada la película Bathory cuyo director fue Juraj Jakubisko, un famoso director eslovaco.