8 lugares terroríficos de Eslovaquia


En Eslovaquia también existen lugares que espantan; son lugares abandonados, lugares que tienen una historia horrorosa o donde ocurrieron muertes espantosas. Lugares que te ponen la piel de gallina.

El panelák de Michalovce

Panelák es una palabra checa y eslovaca con la que se designa a los bloques de pisos de paneles prefabricados de hormigón construidos en la época comunista en Checoslovaquia.

Uno de ellos que se encuentra en la ciudad de Michalovce es también conocido como el Chernóbil de Michalovce. Este panelák de 200 apartamentos empezó a construirse en 1988 pero por falta de recursos nunca fue terminado. En el panelák no hay elevadores, ventanas, puertas ni barras en los balcones. Hoy sus únicos habitantes son ratas, personas sin hogar, drogadictos y, según los vecinos, también fantasmas.

Hospital psiquiátrico en Pezinok

Los hospitales donde se curan las personas con enfermedades mentales pueden ser terroríficos en sí. Pero son aun más espantosos cuando sus muros quedan abandonados. La gente dice que en el antiguo hospital psiquiátrico en Pezinok se pueden oír gritos, llanto, golpes y es un lugar tan espantoso que no duermen allí ni siquiera las personas sin hogar.

 

El castillo de Čachtice

Sin dudas es el lugar terrorífico más famoso de Eslovaquia. Fue allí donde vivía la condesa Alžbeta Báthoryová (Erzsébeth Báthory en húngaro, Isabel Báthory en español) conocida también como la Condesa Sangrienta. Es la versión femenina del conde Drácula.

Bátoryčka, como la llamamos en Eslovaquia, torturaba y asesinaba a muchachas jóvenes. Según las leyendas se bañaba en la sangre de sus víctimas para ser joven para siempre. Los asesinatos ocurrieron en los años 1585-1610. La condesa fue condenada y encarcelada en su dormitorio. Allí la encontraron muerta el 21 de agosto de 1614.

Los perros desenterraron muchos cadávares de las jóvenes en los alrededores del castillo. Oficialmente la condesa mató a 650 muchachas, pero se supone que fueron muchas más. Así, Alžbeta Báthory es la más grande asesina en serie de la historia.

Debajo del castillo fueron descubiertos muchos passillos subterráneos y la gente puede visitarlos una vez al año, en agosto, durante el evento La Gota de Sangre de la Báthory.

La historia de la Condesa Sangrienta fue llevada al cine; el famoso director eslovaco Juraj Jakubisko grabó la película Bathory en 2008 con Anna Friel como protagonista.

 

Museo del holocausto en Sereď

Durante la Segunda Guerra Mundial en Sereď se encontraba un campo de concentración para 1.200 personas, aunque muchas veces había hasta 4.000 personas allí. De este campo de concentración salieron decenas de transportes ferroviarios. Los barracones se conservaron y este lugar donde ocurrieron muertes tan horrorosas acaba de ser convertido en museo de holocausto.

Cementerio en Važec

Es el cementerio no oficial de los soldados alemanes más grande de Eslovaquia. En un área de 2,5 hectáreas están enterrados 6.500 soldados caídos. Este lugar tiene un ambiente especial aun reforzado por los majestuosos Altos Tatras.

Convento Mariánska Čeľaď

Las ruinas del convento Mariánska Čeľaď escondidas en un bosque parecen espantosas y no es nada raro que existan leyendas horrorosas sobre este lugar, por ejemplo, que en ese lugar desaparecían las mujeres. Lo que es realmente espantoso es que hoy día el antiguo convento sirve para las reuniones secretas de los satanistas.

Restaurante Fontána en Dunajská Streda

Este restaurante que se encuentra en plena ciudad de Dunajská Streda se hizo famoso por una tragedia. El 25 de marzo de 1999 tres hombres enmascarados entraron en el restaurante y mataron a tiros a diez hombres, miembros de la mafia. En total 113 balas fueron disparadas y dejaron el restaurante lleno de sangre. El restaurante todavía existe y solo una placa recuerda el asesinato de la mafia más grande en Eslovaquia.

 

El bosque Brezina en Trenčín

El bosque Brezina que se encuentra dentro de la ciudad de Trenčín fue testigo de una tragedia. Durante la Segunda Guerra Mundial la Gestapo alemana llevó a 65 hombres y 4 mujeres a este bosque y los mataron a tiros. Después de la liberación de la ciudad fueron descubiertos siete fosas comunes con 69 cadáveres. La mayoría fue identificada y enterrada en el cementerio. En el bosque fue construido el Monumento de los Martirizados que recuerda esta tragedia.

Anuncios

2 comments

Comparte tu opinión

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s